Articles

La gran paradoja de ESVAL

In Uncategorized on febrero 26, 2010 by cronicaorellana

(Trabajo académico)

A pesar de su solvencia económica, la compañía de la V región no ha sido bien evaluada en las áreas de calidad del servicio y atención al cliente. Sin embargo, todo parece próspero, más aún cuando los dineros que ingresan a la empresa son cada vez mayores.

Son tiempos paradójicos para ESVAL. A pesar de llevar 5 años de notable ascenso económico, esta empresa de servicios sanitarios está dentro de las peores evaluadas dentro de su rubro, según la Superintendencia de Servicios Sanitarios SISS. Independiente de esto sus controladores, Consorcio Financiero, han logrado grandes sinergias al adjudicarse en el 2003 la sanitaria de la cuarta región ESSCO, generando jugosos beneficios para la compañía.

Esval fue creada en el año 1989 -en pleno periodo de transición entre el gobierno militar de Pinochet y el mandato de Aylwin- por la Corfo y el estado chileno, aprovechando una ley que autoriza al estado a conformar empresas sanitarias. Sus orígenes están dados por variadas empresas asociadas al rubro sanitario como lo eran la Empresa Municipal de Desagües de Valparaíso y Viña del Mar, la Dirección de Obras Sanitarias del Ministerio de Obras Públicas y la División de Servicios Sanitarios del Ministerio de Vivienda y Urbanismo. Todo esto en una región que ostenta ser una de las que tiene más clientes para las empresas sanitarias debido a su alta concentración de habitantes.

Durante gran parte de la década de los noventa permanece bajo el alero estatal hasta que en diciembre de 1998 la sanitaria de la quinta región permite la incorporación de capitales privados a raíz de una ley promulgada ese mismo año por lo que se convierte en pionera en este ámbito.

De esta forma el consorcio Aguas Puerto S.A. compuesto en un 72% por Enersis  y un 28% por Anglian Water Chile Ltda. pasa a controlar el 40% de Esval S.A. quedando el resto de la propiedad en manos del estado.

En agosto del 2000, Anglian Water pasaría a se el controlador de ESVAL al comprar el 72% que poseía Enersis en la empresa. Ese mismo año se realiza un importante aumento de capital por cerca de 25 mil millones de pesos por lo que la compañía inglesa pasaría a poco más del 49.82% en la sanitaria chilena.

En noviembre de 2003 habría un nuevo cambio en la propiedad. Esta vez sería el grupo Consorcio Financiero – ligado a Eduardo Fernández León y su amigo Juan Hurtado Vicuña – quienes tomarían el control de la empresa.

En el mismo mes los controladores de Esval comprarían la Empresa de Servicios Sanitarios de Coquimbo, provocando grandes sinergias en la compañía.

El agua, su principal producto

La empresa presta servicios de producción y entrega de agua potable, alcantarillado y tratamiento de aguas servidas en  gran parte de la quinta región del país, atendiendo a clientes residenciales, comerciales e industriales.

En su área de cobertura y como pasa en el país con muchos servicios básicos esta empresa no tiene competencia en su rubro siendo un monopolio.

            Si bien la empresa ESVAL ha tenido grandiosas ganancias económicas en los últimos años, esto no se condice con su reputación, ya que en un ranking del año 2004, la compañía que provee de agua a gran parte de la cuarta y quinta región, salió muy mal evaluada. Tanto es así que, por citar uno de los acápites de este ranking, al preguntarse sobre la continuidad del servicio de agua potable, ESVAL quedó en el puesto número 16 de 19 empresas que competían. Peor aún, cuando se habla sobre el tiempo de respuesta a los reclamos, la entidad sanitaria se ubicó en el último escalón, quedando mal parada dentro del rubro.

            Otro de los puntos en los cuales la empresa se ve afectada, hace relación con la cobertura del servicio, por cuanto dentro de las localidades con más bajo rendimiento a nivel nacional, la localidad de Limache, red de ESVAL, es la peor del país. Además, y sumando puntos negativos, la compañía no tiene ninguna localidad dentro de las 10 de mejor rendimiento a nivel nacional.

Sumado a esto último, ESVAL ha disminuido en la calidad del servicio que entrega, del año 2003 al 2004, al contrario de la mayoría de las empresas del área, que han aumentado en este índice.

Numeros Azules

            Luego de que el estado vendiera parte de la empresa en momentos en que ésta tenía números rojos, la administración en manos de privados  ha generado suculentas utilidades desde el año 2000.

Al analizar el éxito económico que ha tenido Esval se debe tomar en cuenta que ésta posee una baja sensibilidad en sus ventas ante cambios en la actividad económica. De hecho, esta empresa se ha caracterizado por la estabilidad de sus ingresos y un bajo riesgo operacional.

            Sin embargo, no todo es color de rosa para la empresa Esval porque el ser una industria monopólica genera problemas a la hora de fijar tarifas impactando esto directamente en la rentabilidad futura de las empresas sanitarias. No obstante lo anterior, en noviembre de 2004 se llegó a un acuerdo entre ESVAL y la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) para la fijación de tarifas en el periodo 2005-2010, situación que dejó conforme a la empresa.

 Durante los últimos tres años la compañía ha tenido excelentes resultados en su desempeño económico. Todo esto se ve representado en las utilidades que cada año van superando el resultado anterior. Según la analista de Feller Rate María Teresa Larroulet “La compañía presenta favorables indicadores de rentabilidad asociados principalmente debido a su buena capacidad de generación de resultados operacionales… Esto se refleja en el margen operacional, que desde el 2000 supera el 40%. Las nuevas tarifas que rigen desde este año le permitirán mantener la capacidad de generación de flujos.”

  2002 2003 2004
Utilidades

 (mill. de pesos)

7407 7957 11220

 Por otra parte sus ventas también han mostrado un alza constante. Las del 2004 se ven influidas principalmente por la entrada a la compañía de la sanitaria de la cuarta región ESSCO.

  2002 2003 2004

Ventas

(mill. de pesos)

52619 58197 75373

 En términos de acciones, sus números se han mostrado positivos, en lo que va del año se muestra un 15.97% de rentabilidad, aunque aún es bajo comparado con la cifra del lustro anterior que llegó a un 30.79 %.

            Si bien la empresa ESVAL ha tenido grandiosas ganancias económicas en los últimos años, esto no se condice con su reputación, ya que en un ranking del año 2004, la compañía que provee de agua a gran parte de la cuarta y quinta región, salió muy mal evaluada. Tanto es así que, por citar uno de los acápites de este ranking, al preguntarse sobre la continuidad del servicio de agua potable, , ESVAL quedó en el puesto número 16 de 19 empresas que competían. Peor aún, cuando se habla sobre el tiempo de respuesta a los reclamos, la entidad sanitaria se ubicó en el último escalón, quedando mal parada dentro del rubro.

Otro de los puntos en los cuales la empresa se ve afectada, hace relación con la cobertura del servicio, por cuanto dentro de las localidades con más bajo rendimiento a nivel nacional, la localidad de Limache, red de ESVAL, es la peor del país. Además, y sumando puntos negativos, la compañía no tiene ninguna localidad dentro de las 10 de mejor rendimiento a nivel nacional.

Sumado a esto último, ESVAL ha disminuido en la calidad del servicio que entrega, del año 2003 al 2004, al contrario de la mayoría de las empresas del área, que han amentado en este índice.

 El Monopolio, su fortaleza y su debilidad

 Su principal fortaleza es el área en donde se desenvuelve la compañía. El mercado de las sanitarias al tener el carácter de monopólico en cada área de operación está muy regulado por el estado, principalmente en cuanto a lo que tarifas se refiere. Esto le da un riesgo muy bajo a la compañía, también influido porque es muy poco sensible ante los cambios en la actividad económica del país y a la alta prioridad que tiene al ser un servicio básico de consumo residencial, comercial e industrial.

Como ya se mencionó antes en este reportaje, el principal riesgo que afecta a las empresas sanitarias en general esta dado por la regulación ejercida por el estado más que nada en el ámbito de la fijación de las tarifas en largos periodos de tiempo (5 años en este caso) Esta decisión estatal claramente influye en la rentabilidad futura que tenga la empresa.

 A pesar de todos los altibajos que hemos mostrado en este reportaje, destacando los buenos resultados económicos de la empresa, a pesar de su pésima reputación en el mercado donde opera, en el futuro cercano no  podremos ver competencia en este mercado debido a que la regulación no lo permite, por ahora habrá que esperar que la compañía invierta toda su capacidad para mejorar su posición respecto a sus pares en el mercado de forma tan exitosa como lo ha hecho en sus resultados económicos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: